Blefaroplastía Transconjuntival asistida con Láser

Decidí hacerme Blefaroplastia y Láser de dióxido de carbono básicamente porque mi piel se veía muy mal para la edad que tenía y necesitaba mejorarla de cualquier manera. Había utilizado diversas cremas sin resultado alguno. No sentí absolutamente nada en la operación, y si bien me dijeron que me iba a arder un poco después, no sentí ardor alguno en ningún momento. Tuve unas cascaras que tardaron unos días en irse, pero a medida que se iban iba descubriéndose una piel nueva, brillosa, increíble… con muchísimas menos arrugas… sobre todo alrededor de los ojos! estaba feliz! Ahora me siento súper motivada a cuidar mi piel que se ve súper adecuada para la edad que tengo. La gente que conozco me comenta que el brillo de mi piel ahora es maravilloso. Y yo también lo veo así. Si lo volvería a hacer? sin duda lo tratare de repetir, para que mi piel se mantenga así el mayor tiempo posible.

Compartir en Share on Facebook0Tweet about this on Twitter